Lunes #100 - Sea constante en su misión.

Hace 100 semanas que comenzó oficialmente este proyecto con el objetivo de aprender a amar los lunes con pasión y locura. En realidad fueron un poco más de cien semanas, tal vez 110 o así, pero durante las primeras semanas no estaba seguro de que quería hacer; no era un "proyecto". Durante esa primera decena de semanas lo único que sabía es que muchísima gente odiaba los lunes y yo quería entender por qué.

Surgió una tenía una tesis: “la gente no odia los lunes, odia lo que tiene que hacer los lunes”.

Me dediqué, entonces, a poner mi granito de arena para que la gente pudiera odiar menos lo que tuviera que hacer los lunes. Intenté comenzar a dar tips, ideas, consejos y lecciones aprendidas para que sus lunes fuera más productivos, más felices, más educativos y, sobre todo, más amados.

¿Por qué? ¿Por qué quería que los lunes fueran más amados? Bueno, la segunda parte de esa tésis es que si uno aprende a ver el día más odiado con otra perspectiva eso cambia la manera en que ve todos los días. O sea, el lunes es el Caballo de Troya para que aprendamos a sacarle el jugo a todos los días. 

De camino hubo gente que se sumó a esta misión. Gente como Giorgio, Macho, Mo, Esteban, Ali, Nati, Naty, Dany de México y Melissa que dijo “Yo creo en esa idea y quiero aportar mi granito de arena.” Mucha otra gente también se sumó como lector y como seguidor de FYM y de POOM. y eso ha hecho que este proyecto sea exitoso. 

Me he topado con gente que ha dicho: “Ustedes me han ayudado a cambiar mi perspectiva. Ahora aprovecho muchísimo todos los días, pero sobre todo he aprendido a amar los lunes”. Eso hace que mi corazón se infle de felicidad y que quiera seguir haciendo, creando y compartiendo. 

Pero nada de eso hubiera pasado si el proyecto no hubiera tenido constancia. Lo que comenzó siendo un grupo de FB y videos cortos en Snapchat jamás hubiera llegado a tener una tesis si no hubiera habido un aprendizaje todas las semanas. Sin constancia el newsletter que comenzó siendo una serie de links para 18 personas de un grupo de Facebook jamás se hubiera convertido en artículos originales escritos por un grupo de gente épica que le llega a más de 600 personas. Sin un esfuerzo consistente jamás otros hubieran visto el potencial y no hubieran decidido unirse al grupo para ayudarme a sacar 100 artículos con ideas y consejos para que otros puedan mejorar en sus propias vidas. 

Sin la constancia F*CK YEAH! MONDAY! no hubiera sido una bandera que cargamos y llevamos hacia adelante, sino que hubiera terminado siendo una intervención vacilona que vivió efímeramente en Snapchat y se olvidó.

En este lunes #100 si puedo dejarlos con algo es que sean inquebrantablemente constantes. Con lo que sea. Con todo. Si hay algo en lo que creen fielmente, sean consistentes. No paren, mantengan el ritmo, creen un momentum que les ayude a seguir cuando la cosa se pone espesa. Sin momentum, sin inercia, otra gente no siente la fuerza de gravedad hacia su causa. Sin constancia las ideas se pierden. Es más efectiva una gota cayendo constantemente por años que un aguacero gigante de 2mins. 

Sean constantes. Se necesita coraje, madurez, seguridad, entrega y desinterés para lograrlo, pero vale la pena. Es más, si no tienen esas virtudes la mejor manera de crearlas es ser constante. Se los digo por experiencia.

Hay pocas cosas que le puedo recomendar a un emprendedor, profesional, humano que tenga más efecto positivo en sus vidas que ser constantes. Con su trabajo, con sus ideas, con sus estudios, con su entrenamiento, con su dieta, con su amor, con sus relaciones, con sus amigos y familia.  

Sean constantes.

¡Qué tengan el lunes más épico del mundo! - Juan

juan muñoz.jpg

Juan J. Muñoz

Juan MuñozComment